BUAP urge evitar la automedicación contra COVID-19

BUAP urge evitar la automedicación contra COVID-19

Por: Paulina Islas

De acuerdo a datos de la Secretaría de Salud Federal, más del 80% de la población en México se automedica, es decir, usa medicamentos por iniciativa propia sin indicación médica y sin receta. Según un estudio de la Universidad Autónoma del Estado de Hidalgo (UAEH) del 2009, una gran parte de las enfermedades que aparecen en la vida de las personas son manejadas inicialmente con alguna de las técnicas, medicamentos o remedios que la propia familia conoce o tiene a su alcance para aliviar dichos problemas ya que en México existe una gran tradición de medicina alternativa o tradicional, datando de la época precolombina.

Ante la emergencia sanitaria por el virus SARS-CoV-2, la Benemérita Universidad Autónoma de Puebla (BUAP), realizó una publicación donde expresa las preocupaciones y consecuencias de la automedicación, ya que no existe (aún) un tratamiento eficaz contra este virus.

El coordinador del Centro de Información de Medicamentos (CIM) de la Facultad de Ciencias Químicas de la BUAP, José Morán Domínguez , informó que “la pandemia ha ocasionado muchos cambios en el comportamiento humano, y uno de ellos es el miedo a enfermar o contagiar a sus seres queridos, lo que predispone a buscar medidas de prevención adicional o tratamientos que pueden ser los equivocados”.

Entre los medicamentos que menciona el especialista de la máxima casa de estudios poblana, la hidroxicloroquina, ivermectina y azitromicina no han demostrado reducir la gravedad de los síntomas en pacientes ambulatorios por COVID-19, pero sí aumentan la posibilidad de reacciones adversas, principalmente de tipo cardiaco. A esta lista se suman los remedios como dióxido de cloro, clorito de sodio, hipoclorito de sodio o derivados que al ser ingeridos, informa Morán Domínguez, pueden ocasionar irritación de boca, esófago y estómago, provocando náusea, vómito y diarrea, además de trastornos hematológicos, cardiovasculares y renales.

La UAEH, entre los factores de la automedicación, destaca que la familia es quien motiva y recomienda principalmente el uso de medicamentos, le sigue la utilización de una receta previa del médico tratante y la iniciativa propia.

En la era de las redes sociales, la BUAP indica que muchas personas han tomado remedios de estos sitios, por lo que es de suma importancia atender a las recomendaciones sanitarias emitidas a nivel federal y por organismos internacionales como la Organización Mundial de la Salud, para evitar reacciones adversas por la automedicación.

De igual forma, es primordial acudir con un especialista ante la presencia de síntomas tanto de COVID-19, como cualquier otra afección a la salud, así como evitar los consejos de familiares y redes sociales.