Claves para entender el cambio climático; la problemática según la Unicef

Por: Jessica Reyes

En el marco del Día Internacional de la Tierra y para promover la concientización a favor de la defensa de los ecosistemas, el medio ambiente y los recursos naturales, te explicamos los conceptos básicos para entender y abordar el fenómeno del cambio climático.

Esto, con base en una guía diseñada por jóvenes activistas y expertos del Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (Unicef) de Latinoamérica, para detallar conceptos clave como calentamiento global, efectos del cambio climático y qué son las acciones de mitigación y adaptación.

  1. ¿Qué es el cambio climático?

Este término hace referencia a las variaciones en las temperaturas del planeta y las pautas meteorológicas que se producen a lo largo del tiempo, como el derretimiento de los polos y glaciares de forma acelerada.

La variabilidad climática ocurre de forma natural, pero el cambio climático actual se debe a un calentamiento global provocado, principalmente, por las actividades humanas que están alterando la composición de la atmósfera.

2. El calentamiento global es el aumento de las temperaturas registrado a lo largo de un periodo de muchos años

Al quemar combustibles fósiles para obtener energía y limpiar las tierras para realizar actividades agrícolas se produce CO2, un tipo de gas de efecto invernadero.

Los ecosistemas marinos y terrestres pueden almacenar este gas, pero cuando se libera más CO2 del que se almacena, las temperaturas van subiendo con el tiempo.

3. ¿Cómo nos afecta el cambio climático?

El cambio climático puede afectar a las sociedades, las economías y los ecosistemas.

Puede dar lugar a fenómenos meteorológicos extremos, la pérdida de biodiversidad y el desplazamiento de personas, así como plantear más riesgos para la salud.

4. Los efectos del cambio climático pueden abordarse con medidas de mitigación y adaptación

La mitigación hace referencia a las acciones que contribuyen a reducir los gases de efecto invernadero, como apostar por las energías renovables (por ejemplo, la solar) y quemar menos combustibles fósiles.

La adaptación alude a las medidas que se ajustan a los peligros de los efectos del cambio climático; por ejemplo, la construcción de infraestructuras resilientes.

5. Abordar el cambio climático es una responsabilidad de todos

Las medidas de mitigación y adaptación pueden tomarse tanto a nivel nacional e internacional, como desde la acción individual.

Algunos ejemplos son el uso del transporte público o de medios de movilidad más sustentables, así como el cambio de hábitos en dinámicas de consumo (rechazar, reducir, reparar, reutilizar y reincorporar).

Sin embargo, estas acciones no pueden evitar todos los riesgos climáticos, lo cual puntualiza la necesidad de que autoridades, iniciativa privada y sectores productivos de cada localidad suscriban compromisos y establezcan normativas en la materia.